Tecnologia

Los 5 (verdaderos) Mejores PC Portátiles Diseño Gráfico 2019

Actualizado el  15 de marzo de 2019

Tras varias horas de búsqueda entre los modelos más populares del mercado, he realizado mi selección de los mejores ordenadores portátiles para diseño gráfico.

La crème de la crème del sector es el prestigioso MacBook Pro 2018 con Touch Bar, pero tiene un gran rival, el Microsoft Surface Book 2.

Le invito a consultar mi guía de compra al final del artículo para ayudarle a decidir correctamente, qué ordenador responde a sus necesidades específicas.

La mejor de las baratasLa mejor de gama mediaLa mejor de gama alta
Lenovo Legion Y530Dell XPS 15Macbook pro 2018 Touch bar
Lenovo Legion Y530Dell XPS 15MacBook Pro 2018 con Touch Bar
Ver en Amazon Ver en Amazon Ver en Amazon

Los mejores PC portátiles para diseño gráfico baratos

Antes de nada, tenga en cuenta que para una mejor comparación de los precios, he seleccionado una variación común entre las diversas variantes propuestas para cada producto. Por lo tanto, he elegido, las versiones de 15” que ofrecen un Core i7, 8GB de RAM y un SSD. Las características más comunes en el mundo del diseño gráfico.

Sin embargo, según sus exigencias (y su bolsillo), puede ser preferible optar por un modelo de 13”, con Core i5 o una versión sin SSD. Naturalmente, lo dejo a su juicio.

Este es el caso de un único ordenador que he seleccionado para esta sección dedicada a los ordenadores portátiles para diseño gráfico baratos: aunque aquí le muestro la versión “full-options”, también existen versiones más “light” que le permiten no superar la los 1000€… ¡Manteniendo un ordenador increíblemente potente!

Lenovo Legion Y530: el mejor barato

Lenovo Legion Y530

Ventajas
Relación calidad/potencia/precio muy interesante
Buena autonomía
Muy potente
Inconvenientes
Carcasa de plástico
Tiende a calentarse con los programas gráficos más técnicos

¿Se puede utilizar un PC portátil gamer para realizar tareas gráficas? Sí, en muchos casos. La ventaja de un PC gamer es que suele disponer de un GPU y CPU suficientes para llevar a cabo las tareas gráficas más comunes, así como una excelente capacidad de respuesta.

La gama Legion representa la rama gaming del fabricante chino Lenovo, y el Y530, que sucede al best-seller Y520, constituye su entrada de gama. Entrada de gama… ¿de verdad? Hablamos de un modelo con procesador Core i7 de 8ª generación (10% más rápido que la 7ª generación) de doble núcleo, 8 GB de RAM, tarjeta gráfica Nvidia Geforce GTX 1060 y su disco duro HDD 1 TB + SSD 256 Go, ¡un verdadero mastodonte!

Y aunque 16GB de RAM hubieran sido mejor para aquellas personas que practican el modelado 3D, al igual que un procesador de cuatro núcleos, este será perfectamente capaz de ejecutar cualquier tarea gráfica con rapidez y precisión.

Sin embargo, sepa que existen versiones con un procesador Core i5 de 8ª generación, una tarjeta gráfica GTX 1050 y con o sin SSD, por menos de 1.000 €. Si no necesita todas las características del modelo que le propongo, este es un excelente compromiso para conseguir un ordenador potente y de alta calidad, sin que tu presupuesto explote.

Sobre el diseño y ergonomía: tiene carcasa de plástico, pero de buena factura (mejor que en el Y520), y nada se rompe con la manipulación, lo que augura una buena resistencia a lo largo del tiempo.

En comparación con el modelo anterior, la pantalla se ha avanzado para dejar mayor espacio para los conectores en la parte trasera (obviamente bien pensado para los gamers), pero también para permitir un mejor sistema de refrigeración. Aun así, siempre recomiendo invertir en una base de refrigeración externa para uso intensivo, si quiere conservar su PC durante mucho tiempo.

Los bordes de la pantalla se han reducido, lo que permite una mayor comodidad visual. Se trata de una pantalla Full HD (lo que tal vez no satisfaga a los más exigentes) con una losa IPS dotada de un excelente antirreflectante.

En cuanto a la conectividad, cuenta con 1 puerto HDMI, 2 puertos USB 2.0, 2 puertos USB 3.0, y una entrada para auriculares. Estos diferentes puertos se distribuyen en la parte trasera, excepto dos puertos USB y la toma de cascos, situados a los lados para una mayor facilidad.

Por último, y esta es otra ventaja de este modelo, es que gracias a su peso (2,3kg) se coloca entre los ordenadores para gamers más transportables, además, su autonomía de 9,5 horas le permitirá utilizarlo cómodamente en sus viajes de trabajo (incluso si otros modelos de esta selección lo hacen mejor, lo notará).

Para resumir, diría que el Lenovo Legion Y530 es una pequeña y potente bestia, aunque se encuentre en la sección de los más baratos. Sea cual sea la variante elegida, la edición en 2D no planteará ningún tipo de problema, al igual que gran parte del modelado en 3D o del montaje en vídeo.

Los mejores PC portátiles para diseño gráfico de gama media

En esta sección, le presento dos ordenadores que han sido diseñados para el diseño gráfico. Los fabricantes se han centrado en la calidad de la pantalla, la fidelidad de la colorimetría y la ergonomía.

Dell XPS 15: el mejor de gama media

Dell Xps 15

Ventajas
Compacto
Ligero
Rápido
Gran autonomía
Pantalla de calidad
Inconvenientes
Sin GPS
Tiende a calentarse un poco

Dell ha sido siempre conocido por sus ordenadores baratos de buena calidad, pero no ha sido hasta hace poco que ha entrado en el mercado del grafismo con su más que potente, y asumible, XPS 15.

Le propongo una de las últimas versiones, el 15-9570, con procesador Core i7 8750H (8ª generación) de 6 núcleos, una tarjeta gráfica GTX 1050 Ti con 4 GB de memoria, 16 GB de RAM, y un SSD de 512 GB. De nuevo, tenga en cuenta que existen algunas configuraciones menos avanzadas, por un precio más asequible. Pero esta es la versión más elogiada por los diseñadores.

Es un ordenador capaz de ejecutar casi cualquier software gráfico sin incurrir a ningún lag.

En cuanto al diseño, su chasis es sobrio y con clase, y está fabricado en aluminio y fibra de carbono (nada que decir sobre sus acabados y calidad material). Y solo pesa 1,8 kg.

Por otra parte, dado que sus bordes de pantalla son muy finos, es uno de los ordenadores de 15” más pequeños del mercado. ¡Otro punto a favor en cuanto a la ergonomía y transporte! Además, su autonomía anunciada es simplemente increíble: ¡21 horas! Bueno, en realidad, esto se acerca a 16 horas en uso estándar y, por supuesto, dependiendo del programa que utilice.

La pantalla Full HD contiene una IPS anti-reflejos y ofrece una luminosidad particularmente trabajada, lo que le permite tener una excelente visualización en cualquier circunstancia.

La colorimetría es rica y fiel.

En cuanto a la conectividad, está un poco menos surtido que el Legion Y530 (pero es normal, ya que está destinado al gaming, generalmente más codicioso en materia de conectividad si se quiere tener un material adaptado): tiene un puerto HDMI, dos puertos USB 3.0 y un puerto VGA. Es poco, sobre todo para aquellos/as a los que les gusta conectar una tableta gráfica. Y si quiere utilizar un ratón, por ejemplo, habrá que invertir en un UHB (¡lo que recomiendo de todos modos ya que es muy práctico!)

Al final, el Dell XPS 15 es un ordenador que tiene casi todo de los más grande (incluyendo el Macbook Pro): facilidad de transporte, calidad de la pantalla, potencia,… ¡y por un precio más bajo! El único reproche real que se le puede hacer para un uso dedicado a los gráficos, es que tiende a calentarse y a hacer un poco de ruido cuando se utiliza un software pesado.

Sepa que por una inversión (mucho) mayor, podrá obtener la versión 2-en-1 (con una configuración bastante equivalente), también muy apreciada por muchos diseñadores. ¿Lo mejor de esta versión? La pantalla (¡4K!) es táctil y reversible 360° para su uso en modo tablet.

Asus Zenbook Pro 15 (UX580GD): el primer PC portátil con “screenpad”

Asus Zenbook 15 (UX533FD-A9030T)

Ventajas
Screenpad interesante
Impermeabilización hasta 50m
Perfecto diseño
Buena calidad de pantalla
Inconvenientes
Autonomía media a causa del screenpad
Sin GPS
Luminosidad un tanto débil

El Asus Zenbook Pro 15 ha dado mucho de qué hablar desde su lanzamiento, debido a una innovación particular: es el primer ordenador que ofrece, a modo de touchpad, una segunda pantalla (llamada “screenpad”).

Este PC contiene un procesador Intel Core i7 de 8ª generación, 16 GB de RAM, tarjeta gráfica Nvidia GeForce GTX1050 con 4 GB GDDR5, y un SSD de 512GB… En resumen, ¡lo tiene todo! También ofrece otras configuraciones, pero en modelos de 13” y 14”, que no ofrecen el screenpad.

El diseño general es el que Asus nos tiene acostumbrado: limpio, sobrio, elegante, con carcasa azul noche de metal pulido (esta vez con un efecto cercos muy elegante) y su robusto chasis de aluminio de acabados impecables.

Por el contrario, si los bordes laterales se han reducido mucho, el borde inferior es bastante ancho, lo que es un poco perjudicial (yo prefiero, a título personal, el diseño de las pantallas que ocupan casi la totalidad de la superficie). Aunque esto no afecta al tamaño y el peso, de 1,8 kg. (Por úl… Si la autonomía lo permite – vuelvo atrás.)

Dispone de una pantalla Full HD, con una cubierta IPS mate antirreflectante. Su colorimetría es excelente, pero su luminosidad, bastante baja en comparación con la media de sus competidores, con lo que a este aspecto se refiere, no hace frente al Dell XPS 15.

Su famoso screenpad, ¿qué aporta? Actualmente hay 3 modos configurables (pero Asus ha anunciado que está trabajando para ofrecer cada vez más características, así que tal vez esta gama se amplíe en el futuro): modo touchpad clásico (en este caso, la pantalla se apaga); modo screenpad (en el que se puede encontrar toda una serie de atajos y accesos directos… Y atentos, ya que este equipo no tiene teclado digital); y modo visualización de extensión (que le permite, en general, obtener un segundo escritorio: es bastante impresionante, pero en realidad carece de ergonomía).

En cuanto a la conectividad, está bastante bien provisto: un puerto HDMI, dos puertos USB-C, dos puertos USB 3.1, un lector Micro-SD y un conector Jack de 3,5 mm.

La autonomía de base es similar a la del Dell XPS 15: se pueden alcanzar unas 5 horas en uso “normal”, pero la batería se gasta rápidamente por el screenpad. Especialmente si se utiliza en modo de visualización de extensión, donde se reduce la autonomía a la mitad aproximadamente.

Al final, el Asus Zenbook Pro es un ordenador portátil excelente para los diseñadores, con un excelente rendimiento y la adición de un screenpad que es muy prometedor si el fabricante continúa trabajando en él, para proporcionarle toda una gama de usos posibles que finalmente lo hagan indispensable. Sin embargo, pierde el primer lugar en favor del Dell XPS 15. debido a su menor calidad de visualización (especialmente por su luminosidad un poco decepcionante), y su rápida pérdida de batería por el screenpad.

Los mejores PC portátiles para diseño gráfico de gama alta

En esta sección, los fabricantes no han hecho concesiones: calidad material, de la pantalla, ergonomía, autonomía… Solo hace falta apoquinar bastantes billetes.

MacBook Pro 2018 con Touch Bar: el mejor de gama alta

MacBook Pro 2018 avec Touch Bar

Ventajas
Acabados impecables
Excelente pantalla
Gran autonomía
Touch Bar muy práctico
Inconvenientes
Conectividad exclusiva de Appel

Establecer una comparación de los mejores ordenadores portátiles para diseño gráfico sin hablar del MacBook Pro, sería una auténtica herejía. Y debo confesar que, aunque no soy muy fan de la famosa manzana, el MacBook Pro representa sin lugar a dudas, lo mejor en el campo de la creación gráfica.

En primer lugar,, como en el caso de los modelos presentados hasta ahora, hablemos de sus componentes: un procesador Intel Core i7 de 8ª generación, una tarjeta gráfica Radeon Pro 560X con 4 GB de memoria de vídeo, 16 GB de RAM y un SSD de 256 GB. Todo esto, combinado con una última versión de OS muy ligera, lo convierte en un monstruo formidable.

La pantalla Retina TrueTone es una 2880 x 1800, con una cubierta IPS de efecto brillante que sin embargo no causa demasiados reflejos. Su brillo es uno de los más altos y los contrastes son muy confortables. Y dado que los colores están entre los más fieles y precisos del sector, ¡se comprende mejor el entusiasmo de los diseñadores por este modelo!

Desde el punto de vista del diseño, no se cambia lo que a dado siempre sus frutos: aunque es más ligero (1,8 kg) y menos grueso (1,55 cm) que sus predecesores, conserva todas las características que han hecho el éxito de la gama, incluido el famoso revestimiento de aluminio gris claro.

Por el contrario, este modelo contiene el nuevo teclado, “Mariposa”, más silencioso y resistente al polvo. Eso es lo que anuncia la marca, pero en la práctica, cabe preguntarse si no se trata de una manera malversada de paliar los problemas de teclado que sufrían los Macbook Pro 2016, sin anunciar oficialmente que realmente tenían un problema. En todo caso, el resultado parece convincente.

Como de costumbre, está equipado con el famoso Touch Bar, una parte del teclado que es táctil y permite crear atajos personalizados. Una técnica muy apreciada por los grafistas.

En cuanto a la conectividad, sin sorpresas: 3 puertos USB-C y… ¡Eso es todo! Será necesario comprar toda una batería de adaptadores o, mejor dicho, un HUB. Es un tanto mezquino viendo el precio base de la máquina.

Por último, unas palabras sobre la autonomía. Como estaba previsto, Apple sigue siendo el campeón en la materia. Si la autonomía anunciada es de alrededor de 9 horas (aproximadamente la misma que el Legión Y530), se observa un drenaje de la batería mucho menor que en los PC Windows: puede contar con una duración de 7 horas incluso si realizas tareas gráficas que consumen mucha batería, como el renderizado en 3D.

Aunque el Macbook Pro es uno de los ordenadores portátiles más caros del mercado, también es probablemente el mejor. Además es especialmente adecuado para la edición de vídeo, pero en este caso le recomiendo aún más la versión con SSD 512 GB. Si la cuestión del dinero no es un problema para usted, adelante.

Microsoft Surface Book 2: el rival perfecto para los anti manzanas

Microsoft Surface Book 2

Ventajas
Acabados excelentes
Casi sin recalentamiento o ruido
Excelente pantalla
Gran autonomía
Inconvenientes
Calidad de audio mediocre
Un poco grueso a causa de la bisagra

Propuesto en la misma gama de precios que su competidor Apple, el Microsoft Surface Book 2 también roza la perfección en cuanto a PC portátiles dedicados al diseño gráfico.

Ante todo, veamos los componentes: Intel Core i7 8650U 8ª generación, 16 GB de RAM, tarjeta gráfica Nvidia Geforce GTX 1060 con 6 GB de memoria GDDR5, y un SSD de 256 GB. Ya en este punto, no tiene nada que envidiar al Macbook Pro. Especialmente porque casi no se calienta (en cambio es un poco más ruidoso).

A nivel de diseño, encontramos un chasis de magnesio sobrio y elegante, con una pantalla desmontable. Fíjese que el procesador se encuentra en la tableta, pero la tarjeta gráfica en el teclado. Por lo tanto, será imposible ejecutar todos sus programas en la tableta.

Pesa 1,9 kilos, no mucho más que el Macbook Pro. Por lo tanto, es fácilmente transportable, a pesar de la bisagra específica de los Microsoft Surface Book que deja una ligera grieta entre la pantalla y el teclado una vez que el PC está cerrado, lo que aumenta un poco su espesor. Aunque es bastante elegante, es una lástima para la compacidad. Además, creo que es un nido de polvo.

Está dotado de una pantalla táctil con una cubierta IPS en definición 3240 x 2160 px, es decir, una resolución superior a la del Macbook Pro. Excelente contraste, colorimetría fiel, excelente luminosidad, esta pantalla puede satisfacer a los más exigentes.

En cuanto a la conexión, encontramos un puerto USB-C, dos puertos USB 3.1, un puerto Jack de 3,5 mm y un lector de tarjetas SD. Es un tanto lamentable que no tenga puerto HDMI (pero dado que su competidor principal tampoco lo ofrece, no es un argumento en su contra, y como he dicho, siempre es fácil de resolver con un HUB).

La autonomía, por su parte, es simplemente impresionante para un PC portátil de Windows: con sus dos baterías (una en la tableta y otra en el teclado), puede alcanzar las 15 horas en uso “normal”.

Quizás me entusiasme diciendo que no solo es uno de los mejores ordenadores portátiles para diseñadores gráficos, ¡sino también uno de los mejores ordenadores portátiles de Windows! De todos modos, voy a subrayar su principal defecto: su calidad de audio, que se puede calificar de mediocre a la vista de la gama de precios. Pero bueno, en general ese no es el objetivo principal de comprar un ordenador portátil para diseñadores gráficos.

¿Cómo elegir su ordenador portátil para diseño gráfico?

Si estudiante o profesional de la creación gráfica, necesita un ordenador capaz de soportar su trabajo de manera óptima, rápida y eficaz.

Los componentes

El software utilizado por los diseñadores es a menudo codicioso. A menos que trabaje con un único programa (en cuyo caso basta con comprobar las configuraciones mínimas requeridas para ejecutarlo), idealmente debe buscar una configuración que le permita ejecutar la mayoría de los programas de diseño que se utilizan comúnmente.

El procesador (CPU)

Para simplificar las cosas, es el corazón del ordenador, se encarga de procesar y ejecutar las instrucciones.

Según sus necesidades, puede ser uno de los componentes más importantes de su ordenador. Por ejemplo, para alguien que usa Photoshop, solo se necesita un procesador de 2GHz, y los antiguos modelos a menudo pueden ser suficientes.

Pero si trabaja con software 3D, necesita un procesador Core i7 HQ (o más es muy recomendable), con un mínimo de 2,5 GHz. Asimismo, se debe preferir un procesador quad-core (o más) a un procesador dual-core, rápidamente limitado para gestionar las aplicaciones 3D.

También hay que recordar que cuanto más poderoso sea el procesador, más energía consume. Depende de usted elegir el buen equilibrio entre potencia y autonomía que necesite (porque imagino que si busca un modelo portátil, querrá usarlo en sus desplazamientos).

La RAM

Para permanecer en la analogía del procesador como cerebro del ordenador, la RAM es comparable a la memoria a corto plazo: es el espacio de almacenamiento en el que los archivos se cargan, a la hora de trabajar con ellos. Cuanto mayor es la RAM, mejor procesa la información.

En la actualidad, es muy poco común encontrar un ordenador con menos de 4 GB de RAM. Sin embargo, para los trabajos gráficos se requiere un mínimo de 8 GB, e incluso 16 GB para los trabajos de modelización y de renderización en 3D.

La tarjeta gráfica (GPU)

La tarjeta gráfica – o GPU – también será diferente en función de sus usos.

En esta materia, el mercado lo domina Nvidia (mi favorito), pero AMD sigue siendo también una buena opción.

En caso de necesidades gráficas básicas, una tarjeta Nvidia GTX 960 es el mínimo para obtener una representación satisfactoria, ¡pero lo mejor es no mirar por debajo de una Nvidia GTX 1050!

Cada vez más fabricantes ofrecen una tarjeta gráfica con una memoria viva especializada. Esto significa que no comparte su memoria viva con el resto de los componentes. Esto es óptimo para el desarrollo de los videojuegos y programas en 3D.

El disco duro

Los discos duros SSD son más rápidos que los HDD y se están convirtiendo lentamente en el estándar para la mayoría de los ordenadores portátiles y fijos. Los HDD son mucho más lentos, pero por ahora son más duraderos. Sería muy bueno optar por un ordenador portátil dedicado a los gráficos con HDD y SSD.

En cualquier caso, un SSD es muy recomendable para cualquier trabajo en 3D.

Un SSD est en tout cas vivement recommandé pour tout travail 3D.

La pantalla

Evidentemente, este es un criterio importante cuando se trata de diseño gráfico. Se deben examinar dos aspectos: la talla y la resolución.

La talla

El tamaño ideal depende, por supuesto, de sus necesidades. Si trabaja con una pantalla secundaria, una pantalla de 13” puede ser más que suficiente. Por el contrario, si tiene que mostrar el resultado de su trabajo a los clientes en su propio ordenador, una pantalla de 15” e incluso de 17” puede ser útil (pero es la portabilidad la que recibe un golpe).

En esta comparación, me he centrado principalmente en los modelos de 15”, ya que constituyen una buena media, y suelen invertir en ellos muchos interesados a la vocación gráfica.

Sin embargo, la mayoría de los modelos presentados existen en otros tamaños.

La resolución

Con el mismo tamaño de pantalla, el que tenga la resolución más alta (más píxeles, por lo tanto) tendrá la mejor calidad de visualización, ya que la imagen será mucho más nítida.

En cuanto a la creación gráfica, el mínimo recomendado es la visualización Full HD (1920 x 1080 píxeles). Sin embargo, algunos fabricantes están empezando a invertir en el mundo 4K (3840 x 2160). A menos que trabajemos en la edición de vídeo para el cine, por ejemplo, esto sigue siendo superfluo.

Lo táctil

El táctil parece estar ganando poco a poco más adeptos entre los diseñadores gráficos, ya que permite trabajar en un solo soporte, en lugar de trabajar en una tableta gráfica vinculada al ordenador.

Sin embargo, esta característica dista mucho de ganar todos los votos, por una parte, este táctil es a menudo menos preciso que en una tableta gráfica, y además, consume mucha batería.

La autonomía

Este es un aspecto en el que los fabricantes tienden a trabajar cada vez más, y hoy en día es posible encontrar ordenadores portátiles eficientes con unas docenas de horas de autonomía.

Por supuesto, los fabricantes siempre le anuncian una cierta duración de uso, pero se trata de un uso “clásico”: ofimática, un poco de streaming, un poco de videojuegos… Si utiliza un software de gráficos más complejo, es muy probable que nunca alcance la autonomía anunciada.

En conclusión, ¿qué PC portátil para diseño gráfico elegir?

En cuanto a los ordenadores portátiles para diseñadores gráficos y para gamers, se tiende a pensar que el más potente, el más reciente y/o el más caro es siempre el mejor. Sí, y no. Porque si no necesita la superpotencia de su supercomputadora, ha tirado su dinero por la borda.

Así que, antes de la compra, observe los programas y los usos que piensa hacer, y elija los componentes de su ordenador en función de ello. La mayoría de las veces ahorrará mucho.

La mayoría de los modelos seleccionados para esta comparación, también están disponibles en versiones menos potentes, pero más baratas. Aquí, yo os he seleccionado la crème de la crème para el diseño gráfico.

A este nivel, la corona se disputa entre el MacBook Pro 2018 con Touch Bar y el Microsoft Surface Book 2. Ambos de excelentes características.

Sin embargo, no todo el mundo tiene 2000€ para invertir en su Pc por necesario que sea. Creo que el Lenovo Legion Y530 es un excelente compromiso (en algunas versiones cuesta menos de 1000€).

Por último, la mejor relación calidad/precio se sitúa sin duda de lado del Dell XPS 15, igualmente bueno en todos los niveles. Pero si busca la originalidad y la posibilidad de trabajar de otro modo, el asus Zenbook Pro 15 (UX580GD) es una opción muy interesante.

Menciones honorables:

MacBook Air (2018): es una versión de bajo precio muy interesante, dada su calidad de pantalla, su procesador Intel Core i5-8210Y, una tarjeta gráfica Intel UHD graphics 617, 8 GB de RAM y un SSD de 256 GB. Aunque no está a la altura del Macbook Pro, evidentemente, le permitirá hacer un buen trabajo, a condición de que no se haga un uso excesivo de la tarjeta gráfica.

Lenovo Yoga C930-13IKB: con un precio muy razonable, he aquí un interesante modelo de 13,9” y conversión 360°. Con su Core i7 8550U 8ª generación, su tarjeta gráfica Intel HD graphics, 8 GB de RAM y su SSD 512 GB, no será el más potente, pero será perfecto si no usa un software que consuma mucho en la tarjeta gráfica.

MacBook Pro 13 2018 con Touchbar: si quiere a cualquier precio Macbook Pro, pero no tiene más de 2.000€ para invertir, la versión de 13” es tan bueno como el modelo presentado anteriormente. Sin embargo, el tamaño de la pantalla puede frenar su decisión.

MSI P65 Creator 8RE-018FR: este ordenador es un condensado de lo mejor para hacer funcionar cualquier software gráfico: pantalla de 15” Full HD, Intel Core i7 8750H 8ª generación de 6 núcleos, GTX 1060 Max-Q con 6 GB, 16 GB de RAM y SSD 512 GB. Además, es muy elegante y está bien equipado en conexión.

Dell XPS 15 2-en-1: es probablemente el mejor portátil convertible que un diseñador gráfico puede comprar, pero su precio sigue siendo muy alto. Pantalla 4K, calidad de visualización y sus componentes de vanguardia permitirán realizar cualquier tarea.

Sobre el Autor

Ramsés El Hajje

Ramsés ha realizado sus estudios universitarios en Lenguas Modernas en Canarias, Rabat y Grenoble, especialización en francofonía. Actualmente es el Responsable de Internacionalización & Traducción en Selectos.

Deja un comentario

>