Deporte y Ocio

Las 5 (verdaderas) Mejores Palas de Ping Pong 2019

Tras varias horas de búsqueda y una exhaustiva comparación de una veintena de modelos, he seleccionado las 5 mejores palas de ping-pong actualmente disponibles en el mercado.

Mi favorita, es claramente la Butterfly 401 por su polivalencia, equilibrio y relación calidad/precio.

 

Mejor barataMejor de gama mediaMejor de gama alta
https://mk0selectoshmv75ei16.kinstacdn.com/wp-content/uploads/2019/07/Killerspin-JET200.jpgBabolat Pure AeroWilson Pro Staff RF 97 Autograph
Killerspin JET200Butterfly 401Stiga Evolution
Ver en Amazon Ver en Amazon Ver en Amazon

 

Las mejores palas de ping-pong baratas

Si es un principiante o no tiene mucha experiencia, una pala de entrada de gama es suficiente para tener un buen equilibrio entre precio/rendimiento, sin comprometer la calidad.

Killerspin JET200: la mejor barata

Killerspin JET200

Ventajas
Velocidad adaptada a los principiantes
Spin rápido
Fiable
Inconvenientes
Un poco cara para principiantes
Colores de las gomas
Manual dispensable

El mundo de los negocios que gira en torno al tenis de mesa es bastante cerrado, aunque si ha jugado en alguna competición, lo habrá notado.

Aun así, existen marcas especializadas únicamente en este campo.

Este es el caso de Killerspin, una empresa creada en 2000. Su objetivo principal era el diseño de mesas de ping-pong bastante lujosas, pero a lo largo de estos últimos años, la empresa se ha ido adaptando para ofrecer cualquier producto relacionado con este deporte.

Killerspin posee palas para todos los niveles, y a pesar de no ser mi marca favorita, sus productos son de excelente calidad. Además, su serie “Jet” de gama de entrada es muy conocida, destacando principalmente la Killerspin Jet200 BluVanilla.

Veamos rápidamente los detalles técnicos: es una pala más avanzada que los modelos básicos previstos para el simple ocio, con un caucho de 1,8 mm de espesor, una simple cinta de PVC de protección en el contorno, y 5 capas de madera (bastante estándar en palas en general).

Como es habitual en este “mundillo”, las palas se clasifican con una nota sobre 10 en tres niveles diferentes. En el caso que nos ocupa, la Killerspin recibió: Control 8,5; Efecto 7; y velocidad 6.

Normalmente estoy de acuerdo con estas puntuaciones. Es cierto que hay un tiempo de adaptación para acostumbrarse al juego, y si está empezando, es un buen modelo para comenzar. Eso sí, esta pala no se recomienda a aquellos/as con más experiencia de juego.

En cuanto al efecto, yo personalmente la puntuaría con un 8 sobre 10, ya que el giro es muy rápido para una pala de principiante y se tarda un poco en dominarla.

Obviamente presenta poca velocidad, ya que el caucho de 1,8 milímetros limita esta posibilidad, pero para una persona que quiera empezar es perfecta. Un aumento de este valor puede ser un problema para alguien que no esté acostumbrado a un juego rápido.

Tampoco me ha agradado mucho el caucho azul/negro (no muy clásico), pero es evidentemente un punto puramente estético.

Del mismo modo, en términos de accesorios, el pequeño aide-mémoire que se entrega en la caja con la pala no es realmente indispensable. Y a no ser que le interese la competición oficial, no creo que lo utilice.

Con un coste de menos de 30 euros (un poco caro para una pala de principiantes), la Jet 200 de Killerspin es bastante ligera, hace su trabajo y ciertamente ayuda a los principiantes a progresar, pero no espere competir con este producto, ya que ha sido diseñado para jugadores ocasionales o que comienzan en un club.

Atemi Pro Line 2000: para los jugadores con más experiencia

Atemi Pro Line 2000

Ventajas
Buen equilibrio
Excelente rebote
Inconvenientes
Mango un poco corto
Sonido del rebote
Un poco ligera para algunos

Si la Jet 200 de Killerspin está destinada más bien a aquellos que simplemente disfrutan de algunas partidas con los amigos o a aquellos que quieren empezar a prepararse para competir, esta pala de Atemi es ideal para pasar principiante a jugador intermedio.

La Atemi Pro Line 2000 viene de una serie de palas de buena calidad, diseñadas para personas deseosas de evolucionar sin haber definido aún su estilo, que normalmente se basa en el control o la velocidad.

En cuanto a las especificidades técnicas, la espuma tiene 2,2 mm de espesor (velocidad y efecto mucho más altos que una pala básica). También tenemos derecho a cinco capas de madera (abachi, caoba, limba) y un revestimiento básico de PVC para la protección de la pieza.

Hay dos modelos de esta pala, un modelo cóncavo con un mango regular y otro anatómico, que se supone que se adapta a la forma de la mano.

Esta pala ha recibido unas calificaciones de: 8,7 en control; 9,3 en efecto; y 9,5 en velocidad.

Una puntuación que la convierte en una pala bastante equilibrada y tal vez algo avanzada en velocidad para los jugadores principiantes, ya que el grosor del caucho influye evidentemente de forma negativa en el control.

En general, estamos en presencia de un muy buen producto, lo suficientemente bueno para hacer evolucionar a un jugador principiante.

La manipulación en el servicio y en los efectos requiere, sin embargo, un pequeño ajuste, ya que la circunferencia de la raqueta es diferente al de la media. En cuanto al mango, es un poco corto en mi opinión para hacerlo realmente una herramienta ideal para competir.

El caucho es bastante grueso (aunque yo lo prefiero claramente de 2,1 mm, pues el de 1,8 es más adecuado para principiantes) y de color roji-negro.

La única sombra de este modelo es la madera. Parece demasiado ligera y ofrece un sonido bastante vacío y no muy agradable, lo que podría incomodar incluso a un jugador experto.

La madera, que es la única sombra en el tablero, puede parecer un poco demasiado ligera y hacer un sonido bastante vacío y no muy agradable al rebotar, lo que a veces incomoda a un jugador experimentado.

Para concluir, la Atemi Pro Line 2000 propuesta a menos de 40 euros (mientras escribo estas líneas), con un poco de entrenamiento y buenas pelotas de juego, podrá preparase para estar a la altura de jugadores con mayor experiencia.

Las mejores palas de ping-pong de gama media

Estas palas de gama media no solo son perfectas para jugadores de nivel intermedio o superior, sino que constituyen también mi selección personal para esta selección.

Butterfly 401: la mejor de gama media

Butterfly 401

Prix
Precio no disponible
Avantages
Resistencia y calidad Butterfly
Muy equilibrada
Inconvénients
Atrae el polvo
Se debe limpiar regularmente

Yo mismo practiqué tenis de mesa durante muchos años en un club local de nivel medio. También he jugado varios torneos y campeonatos más o menos importantes (al menos para el club).

Empecé con una pala de marca desconocida, que guardé durante mucho tiempo. Luego me pasé a Butterfly, la marca presentada aquí. Desde el primer momento noté diferencias en mi velocidad, giros y efectos. ¡He probado otras marcas y nunca he encontrado una sensación tan buena como una Butterfly!

Por lo tanto, hay una gran parte de subjetividad aquí, pero la Butterfly 401 Shakehand es excelente. Sin embargo, solo está adecuada para un perfil de juego muy particular (que no es el mío), a pesar de que esta pala es mi elección personal para esta selección.

Hay que tener en cuenta que los jugadores de nivel medio y superior a menudo tienen un caucho con diferentes espesores a cada lado, dependiendo de que se privilegie algún aspecto de su golpe o revés.

La Butterfly 401 Shakehand es una prefabricada con espuma de 2,1 milímetros que favorece el rebote y la velocidad al control.

El mango es bastante corto para una pala de esta gama, con un extremo “shakehand” más ancho que su base y que propone un mantenimiento y una comodidad superiores a la media de los productos de esta categoría.

Esto es apreciable, pero la sudoración de las manos puede afectar al agarre y puede ir acompañado de un olor a veces un poco agradable. Es una lástima, pues esta marca es reconocida por su calidad.

Tiene una puntuación de: 8 en control, 8 en efecto y 8 en velocidad. Quizás sea la pala más equilibrada de la selección, aunque creo que un jugador joven de nivel medio.

Algo que encantará a los usuarios, son los ataques poderosos que permite la Butterfly 401, lo que sin duda deberá encantar a los amantes del juego más agresivo o que quieran poner las cosas difíciles a sus oponentes con efectos maliciosos que no aterrizan en absoluto en el lugar anticipado.

La pala viene con una funda de almacenamiento cuyo uso le recomiendo fervientemente. El polvo es el enemigo Nº1 del jugador de tenis de mesa, tanto más si las espumas están pegajosas desde el principio.

En resumen, Butterfly es una marca muy sólida, reconocida por sus resultados entre los mejores jugadores de nivel intermedio a alto, y aunque sea demasiado equilibrada para mi estilo defensivo, se pone al servicio de la mayoría gracias a sus innegables cualidades en el juego ofensivo y los efectos.

Además, este modelo ha sido aprobado por el ITTF desde hace algunos años, así que podrá llevarlo a cualquier parte donde compita.

Las mejores palas de ping-pong de gama alta

He aquí dos modelos concebidos para jugadores de nivel superior que prefieren un estilo de juego controlado, agresivo y defensivo, lo que sin duda concuerda con un mayor precio.

Stiga Evolution: la mejor de gama alta

Stiga Evolution

Ventajas
Alto rendimiento del caucho
Mango hueco para absorber los golpes
Inconvenientes
Alto precio

Tenga cuidado de no confundir este fabricante con el que produce cortacéspedes, se arriesga a acabar con el producto equivocado para el ping-pong (pero sin duda con un buen cortacésped).

Bromas aparte, Stiga ha estado entre los mejores fabricantes de equipos para la práctica del tenis de mesa, ¡durante casi 75 años!

En el famoso fabricante sueco (que está en todas partes) se encuentra absolutamente todo lo relacionado con el tenis de mesa.

No solo pelotas, muy apreciadas en los clubes, o mesas, ya sea para el entrenamiento o la competición de muy alto nivel, sino también palas y espumas especialmente pensadas para todos los niveles de juego y talentos posibles.

En términos de palas premontadas (y recordemos una vez más que este tipo de producto se destina a veces a niveles ciertamente competitivos, pero no los más competitivos, puesto que los jugadores pro prefieren un caucho generalmente diferente sobre su derecha y revés), la marca nórdica nos propone la Stiga Evolution, un poco peculiar en la gestión de los choques, pero vamos a ver esto en detalle.

Presenta una lámina de goma premium, esponja de 2 mm de espesor, y está fabricada en 6 capas de madera ultraligera, pero es muy sólida y duradera (evite ser un mal perdedor y tirar la raqueta al suelo, sí, he observado mucho esto).

Ha obtenido los siguientes resultados: 9 en control; 9,4 en efecto; 9,6 en velocidad. Como podrá observar, estamos frente a una pala la mar de equilibrada y con una velocidad increíble. ¡Tampoco se queda atrás cuando se trata de bloquear los ataques más poderosos o cuando desea ofrecer un servicio de devastador efecto!

Para resumir, es una pala con espumas premium (de la marca, nada muy especial en este nivel), destinada a los jugadores avanzados confiados y rápidos, tanto en sus ataques como en sus defensas.

Pero la particularidad de este modelo es que su mango parcialmente hueco está diseñado para absorber y dispersar los golpes de manera equilibrada a través de toda la pala. De hecho, permite un mayor control del bloqueo sin tener que alejarse demasiado de la mesa en un ataque medio y, por lo tanto, permite también estar dispuesto a contrarrestar sin un esfuerzo sobrehumano y con una agilidad digna de un leopardo.

Soy bastante positivo en eso, pues rozando la treintena se dará cuenta de que ya no posee la misma velocidad de un chaval de veinte picos que corre por todas partes sin cansarse nunca.

Si olvida por un momento el rendimiento de la espuma, esta es la única gran ventaja de esta pala.

Pero, por otro lado, aparte del precio ridículamente alto, no hay nada que reprochar a la Stiga Evolution, que es sin duda una de las mejores palas premontadas de alta calidad disponibles en este momento.

Killerspin JET600: para los competitivos

Killerspin JET600

Ventajas
Excelente espuma
Proporción control/velocidad perfecta
Mango sólido y duradero
Inconvenientes
Cara para ser prefabricada
Manual totalmente inútil

Ya hemos repasado un producto de esta marca en la entrada de gama, que era un excelente punto de partida para cualquier jugador neófito que intentara hacer evolucionar su juego a un nivel que superara al simple pasatiempo entre amigos. Y todo ello sin tener que desembolsar una suma que no se justifica en este momento.

Killerspin vuelve con una pala claramente diseñada para los jugadores competitivos, la Jet600, probablemente una de las palas más ligeras y orientadas al giro disponibles en esta marca.

Partimos de la constatación de que los productos Killerspin suelen tener un precio bastante elevado por su calidad y que se pueden obtener otros modelos más baratos y con mayor calidad.

Sin embargo, la marca estadounidense ofrece en su top de gama alta palas de excelente calidad y, sobre todo, bien equilibradas para casi cualquier tipo de jugador, desde el más defensivo hasta el más agresivo.

La Killerspin Jet600 SPIN N1 (probablemente la única vez que la nombro por su nombre completo, demasiado largo) es una pala de madera de 5 hojas de 6 milímetros de grosor, un poco más allá de lo que se suele hacer en productos de nivel intermedio a superior, y muy por encima a la mayor parte de la gama Killerspin.

La espuma, además de ser aprobada por el ITTF y, por tanto, elegible para competiciones, es una “nitrx-4z”, generalmente apreciado por favorecer el servicio y su eficacia en los bloqueos y contraataques.

Además, la Jet 600 tiene una puntuación de; 8,5 en control; 9 en efecto; y 10 en velocidad.

Se acabó el equilibrio total, ahora se privilegian la velocidad y los efectos, al tiempo que ofrece un control total sobre las acciones del adversario.

Me gusta mucho esta pala, ya que es muy completa y favorece mi estilo de juego favorito (la defensa) así como las contras. También demuestra que, a partir de este nivel, son principalmente los diferentes tipos de caucho los que empiezan a marcar la diferencia en el rendimiento, si se excluye evidentemente el talento del jugador.

Killerspin ofrece modelos mucho más caros que éste, disponibles por unos 90 euros, pero esta gama “diamante” no aporta nada que otras marcas no hagan por un precio menor y le aconsejo que siga con este modelo “Jet”, si está buscando lo mejor que esta marca puede ofrecerle.

Ah sí, casi se me olvida: aunque el embalaje es bastante elegante, su manual de instrucciones es totalmente inútil, nadie lo usa y dado que se orienta a un uso más profesional, los usuarios saben perfectamente cómo jugar.

¿Cómo elegir su pala de ping-pong?

Me parece evidente que si busca una pala de ping-pong particular, irá a por algo más que un simple producto para jugar con uno o dos amigos en verano en la mesa del parque local.

Si no es así y realmente es un jugador casual, le animo a echar un vistazo a nuestra gama de entrada o lo que se encuentra fácilmente en las tiendas de deportes.

De lo contrario, este artículo intenta establecer los criterios esenciales para la correcta selección de una pala de tenis de mesa premontada, independientemente de su nivel de juego.

Las palas: preensamblada o no

Una pequeña explicación de salida.

La selección que hemos hecho se limita a palas preensambladas y no a un mango acoplado a diferentes espumas y caucho que se añaden a ellas.

La razón es muy sencilla. La mayoría de los jugadores hasta un nivel muy alto de competición no necesitan tener un caucho que se adapte personalmente a un estilo bien definido al golpe y al revés.

No, para la mayoría de los deportistas que juegan en clubes e incluso en torneos, la actuación de la pala, el espesor de las espumas y la calidad del caucho es más que suficiente.

Ahora bien, está claro que algunos jugadores quieren lo mejor (y por lo tanto, gastar sumas bastante importantes es inevitable ante este tipo de opciones) y prefieren elegir cada elemento aparte. Pero a menudo es desigual en términos de calidad y utilidad para alguien que no es un experto. Para entendernos, imagine que en vez de comprar un ordenador, lo compra por piezas.

De todos modos, si no es un jugador de competición oficial, puede sacar provecho de nuestra selección y olvidarse por ahora de las palas para montar pieza por pieza.

El revestimiento

Existen varios tipos de revestimientos, como por ejemplo el caucho liso, uno de los más difundidos, o el picot, sobre el que no vamos a detenernos, puesto que está destinado principalmente a una categoría de jugador bien particular y realmente poco difundida.

Así que nos dirigimos al caucho liso, generalmente rojo para el golpe recto y negro para el revés, pero es una práctica bastante tradicional que cambia constantemente.

Para un jugador principiante, se prefiere una espuma con un espesor entre 1.5 y 1.8 milímetros para privilegiar un buen control y elegir el estilo que le defina (más agresivo, ofensivo o incluso un compromiso entre ambos).

Por su parte, el jugador intermedio preferirá entre 2 y 2.2 milímetros, pues la velocidad cobra más importancia.

Si no sabe qué es lo que más le conviene, no dude en pedir a sus amigos o compañeros que le presten su pala para una prueba. Así probará de primera mano qué modelo le va mejor.

Aún hoy, yo opto por las de 2.1 que, para mí, presenta un buen espesor donde el control y la velocidad están más que presentes.

El mango

Como hemos visto en la selección, algunos mangos son más gruesos, otros menos. Algunos son más largos, otros más cortos y también existen modelos anatómicos o cóncavos (como el modelo Shakehand de Butterfly).

Para los conocedores, un mango cóncavo permite un mejor golpe recto, donde un revés será más eficaz con un mango anatómico o recto.

Pero lo primero que hay que tener en cuenta es su comodidad. No importa el mango (aunque personalmente no soy fan de la anatomía, porque para mí la mano no se coloca óptimamente en el mango), lo primero que hay que tener en cuenta es su propio agarre.

Como en el caso del revestimiento, no dude en pasar un poco de tiempo probando las palas de sus compañeros (si aceptan), y si no tiene esta posibilidad, muchos modelos proponen los dos tipos de mangos principales (cóncavo y derecho), además de poder cambiarla si no le gusta.

Las posibilidades son abundantes, pero por mi parte, recomiendo de buen grado un mango cóncavo a los jugadores principiantes e intermedios, que parece funcionar bien para la mayoría de los jugadores que me rodean.

El mantenimiento

Con la compra de una buena pala de tenis de mesa vienen grandes responsabilidades. Por lo menos mantenerla y cuidarla.

Recomiendo la compra de una funda de plástico para guardar su pala tras cada uso. Y si este tiene un espacio adicional para guardar las pelotas, ¡mejor que mejor!

Además, no subestime la limpieza de la pala. Tienden a atraer el polvo que hace perder velocidad, control y, en general, la capacidad de choque de su pala.

Existen productos específicos (por ejemplo, de la marca Joola), que se encuentran fácilmente en casi todas las buenas tiendas deportivas o en Internet.

Si no le gustan los productos químicos, una simple, pero cotidiana limpieza con un paño seco será ideal para aumentar la vida útil de su pala de ping-pong.

 

Sobre el Autor

Ramsés El Hajje

Ramsés ha realizado sus estudios universitarios en Lenguas Modernas en Canarias, Rabat y Grenoble, especialización en francofonía. Apasionado de la poesía y los viajes, actualmente es el Responsable de Internacionalización & Traducción en Selectos.

Deja un comentario

>