El Mejor Aceite para Cabello

Actualizado el 6 de mayo 2020

Tras varias horas de búsqueda y la comparación de los mejores productos del mercado, hemos realizado nuestra selección de los mejores aceites capilares. El que más recomendamos es el de ricino. Se desmarca particularmente por sus múltiples beneficios, ya que nutre, cubre y fortifica el cabello, al mismo tiempo que estimula su crecimiento. Además, se recomienda a todo tipo de cabellos y también puede ser utilizado para reforzar las uñas e hidratar la piel.

 

Nuestra Elección, Mejor barato

Aceite de Ricino
(50-1000 ml)

Natural, Cruelty Free y Bio, este aceite conviene a todo tipo de cabellos, y aporta fuerza y brillo. Su relación calidad/precio es muy buena.

Es principalmente su riqueza en ácidos grasos y minerales lo que lo hace un activo de belleza esencial en su rutina capilar. Se aplica a todo tipo de cabellos, proponiendo los mismos beneficios: fuerza, brillo, longitud. Tiene principalmente una acción sobre el crecimiento, la disminución de la pérdida del cabello, y el aumento del volumen capilar.

 

Mejor de gama media

Aceite de Almendra dulce
(250-1000 ml)

Con propiedades suavizantes y reestructurantes, es ideal para el cabello seco y dañado, así como para el rizado y afro.

Para los pelos más dañados, le recomendamos el aceite de almendra dulce. Gracias a sus propiedades suavizantes y reestructurantes, este aceite es ideal para cabellos secos y gruesos a los que hace flexibilidad y brillo, siendo al mismo tiempo muy eficaz para luchar contra la caspa y calmar los cueros cabelludos agredidos.

 

Mejor de gama alta

Aceite de Argán
(100-500 ml)

Posee casi todas las virtudes combinadas de los aceites de este comparativo, de hecho, es un aliado de belleza imprescindible.

El aceite de argán, también conocido como aceite marroquí (la almendra de la que procede crece del arganier marroquí), ha experimentado un aumento de interés en los últimos años, a pesar de su precio más elevado que el de otros aceites vegetales. Todo esto, además de sus increíbles virtudes lo han llevado a ganarse el apelativo de “oro líquido”.

 

Alternativa barata

Aceite de Coco
(200-250 ml)

Ideal para el peinado del cabello rizado, vuelve el pelo brillante y más vigoroso al mismo tiempo que hidrata. Se recomienda a cabellos secos.

Es imprescindible en el cuidado de cabellos rizados y/o afros, ya que alisa y «doma» eficazmente el pelo. Sus virtudes protectoras y vigorizantes son también ideales para el cabello seco y apagado. También se puede utilizar como solución natural en la lucha contra los piojos! Asimismo, este aceite de coco de calidad orgánica procede del comercio justo.

 

Alternativa de gama media

Aceite de Aguacate
(100-1000 ml)

Fortalece, hidrata y tiene la ventaja de tener un efecto estimulante sobre el crecimiento del cabello, además de ayudar a limitar su caída.

Este aceite representa una más que interesante alternativa, ya que posee numerosas ventajas para la belleza. Es muy eficaz para hidratar el cuero cabelludo y el cabello. Al igual que el de ricino, este aceite es capaz de estimular el crecimiento del cabello, y también posee, como el aceite de argán, una gran cantidad de vitamina E.

 

Alternativa de gama alta

Aceite de Jojoba
(100-250 ml)

Su composición se asemeja al sebo que nuestro cuerpo segrega. Nutre y suaviza el cabello, pero también es apto para el cuidado corporal.

El aceite de jojoba, muy utilizado en productos cosméticos, es muy apreciado por sus propiedades nutritivas y suavizantes. Tiene la ventaja de proporcionar un cuidado eficaz a todo tipo de cabello: tiene acciones reguladoras y calmantes sobre el cabello graso y sensible, y es ideal para peinar los rizos. Asimismo, es capaz de reavivar el cabello opaco y seco y fortalecer las fibras quebradizas.

 

Nuestra selección

Nuestra Elección, Mejor baratoMejor de gama mediaMejor de gama altaAlternativa barataAlternativa de gama mediaAlternativa de gama alta
Yamaha P45Yamaha P45Yamaha P45Yamaha P45Yamaha P45Yamaha P45
Aceite de Ricino
(50-1000 ml)
Aceite de Almendra dulce
(250-1000 ml)
Aceite de Argán
(100-500 ml)
Aceite de Coco
(200-250 ml)
Aceite de Aguacate
(100-1000 ml)
Aceite de Jojoba
(100-250 ml)
Natural y Cruelty Free, este aceite conviene a todo tipo de cabellos, y aporta fuerza y brillo. Su relación calidad/precio es muy buena.Con propiedades suavizantes y reestructurantes, es ideal para el cabello seco y dañado, así como para el rizado y afro.Posee casi todas las virtudes combinadas de los aceites de este comparativo, de hecho, es un aliado de belleza imprescindible.Ideal para el cabello rizado, vuelve el pelo brillante y más vigoroso al mismo tiempo que hidrata. Se recomienda a cabellos secos.Fortalece, hidrata y otorga un efecto estimulante sobre el crecimiento del cabello, además de ayudar a limitar su caída.Su composición se asemeja al sebo que nuestro cuerpo segrega. Nutre y suaviza el cabello, pero también es apto para el cuidado corporal.
5,90 € EasyParapharmacie
11,2 € EasyParapharmacie
18,9 € EasyParapharmacie
8,90 € EasyParapharmacie
7,59 € EasyParapharmacie
12,9 € EasyParapharmacie

 

Índice

 

¿Por qué confiar en nosotros?

El equipo de redacción de Selectos dedica miles de horas en sus búsquedas con el fin de analizar y comparar productos, para escoger aquellos que ofrecen la mejor relación calidad/precio.

No tenemos artículos patrocinados. A veces recibimos comisiones cuando compra un producto desde nuestros enlaces, lo que nos permite financiar nuestro trabajo. Y por supuesto, somos totalmente imparciales. Para saber más.

 

¿Cómo hemos hecho la selección?

Con el auge de las innumerables influencers de belleza y el deseo por volver hacia lo más natural, el número de aceites vegetales disponibles en el mercado es simplemente alucinante. Así pues, ¿cómo podemos saber qué aceite es útil, qué uso tiene y si su precio es lógico? No se preocupe, le hemos preparado una pequeña selección…

Pero ante todo, es necesario determinar por qué se desea recurrir a un aceite vegetal para así elegir un aceite adaptado a la naturaleza de su cabello y/o a sus necesidades. Por supuesto, el cabello normal, graso, seco o dañado no requiere la misma atención.

Por este motivo, hemos procurado proponer diversos aceites para encontrar el aceite que mejor le convenga.

Una vez establecida la naturaleza de su cabello, el aceite vegetal deberá ser elegido según diferentes características. He aquí algunas a las que hemos prestado especial interés, a la hora de realizar la selección:

  • El método de extracción: para obtener el aceite de una planta oleaginosa existen cuatro métodos de extracción (por prensa hidráulica, prensa mecánica, centrifugación y extracción con disolvente). Si es posible, privilegie los aceites extraídos en frío (por prensa hidráulica), que conservan todas sus sustancias y beneficios.
  • El refinado: es un proceso que permite, según diversos medios, obtener un aceite incoloro e inodoro. Suele ser el caso de los aceites vegetales que se pueden comprar en la sección gourmet de su supermercado. Sin embargo, esto debe evitarse en el caso de los aceites vegetales utilizados con fines cosméticos.
  • La procedencia: aunque no es un criterio esencial para todos los aceites, le recomendamos encarecidamente que opte por un aceite procedente de semillas y frutos secos de origen biológico. Por una parte, le garantiza que no pondrá en su cabello un producto “dudoso” y, por otra, le da otra garantía sobre el método de fabricación (extracción en frío y sin refinado).
  • Los certificados: los fabricantes sin escrupulosos no dudan en calificar sus productos como “bio”, pero no ofrecen ninguna garantía de ello. Por lo tanto, es mejor vigilar las etiquetas (como AB, Ecocert, BDIH, Natrue…) que verifican la calidad de éstos.
  • Los ingredientes: idealmente, el aceite vegetal solo debe contener uno: el aceite en cuestión al 100%. Es muy interesante, dependiendo del cuidado buscado, combinar diferentes aceites, pero es mejor que haga la mezcla usted mismo, para estar seguro(a) de lo que pondrá en su cabello. Como en la alimentación, para la belleza es mejor utilizar los productos más naturales posibles, ya que son más sanos y (a menudo) más eficaces.
  • El recipiente: algunos aceites vegetales no resisten bien a una exposición prolongada a la luz, por ello, es mejor elegir una botella opaca (o guardarla cuidadosamente en un armario).

Tras haber revisado todos estos criterios, además de algunas pruebas personales, opiniones en numerosos blogs y webs de belleza, hemos logrado seleccionar 6 aceites para el cabello que son, para nosotros, ¡los mejores del momento!

 

Nuestra Elección: Aceite de ricino

Huile de Ricin

Nuestra Elección, Mejor barato

Aceite de Ricino
(50-1000 ml)

Natural, Cruelty Free y Bio, este aceite conviene a todo tipo de cabellos, y aporta fuerza y brillo. Su relación calidad/precio es muy buena.

Quizás lo conozca con el nombre de aceite de castor (debido a una traducción errónea del inglés castor oil), el aceite de ricino es reconocido por sus propiedades capilares al menos desde el siglo XIX.

Las semillas de ricino son originarias de África oriental y el aceite que se obtiene de ellas es también conocido por sus numerosos beneficios corporales.

Es principalmente su riqueza en ácidos grasos y minerales lo que lo hace un activo de belleza esencial en su rutina capilar. El lado práctico es que, puro, se aplica a todo tipo de cabellos, proponiendo los mismos beneficios: fuerza, brillo, longitud.

Tiene principalmente una acción sobre el crecimiento, la disminución de la pérdida del cabello, y el aumento del volumen capilar. Se recomienda además para el cuidado de las pestañas (se puede comprar en rímel) e incluso de la barba.

Se puede utilizar en masajes (para el rebrote), en tratamientos sin enjuague (para el brillo) o en mascarillas (para dar volumen al cabello liso.

Este producto es de la marca Naissance, conocida por sus productos naturales desde 2005. La hemos seleccionado entre tantas en la red, porque se trata de una empresa que ya tiene cierta experiencia y que acompaña a sus productos con una serie de certificaciones e insignias (entre ellas Cruelty Free International y sobre todo, la certificación biológica de Oil Association), y todo por un precio razonable.

Aunque en este artículo le presentamos el formato de 1L (ya que ofrece una mejor relación calidad/precio), sepa que también puede encontrarlos en recipientes más pequeños. Eso sí, recomendamos trasladar el aceite de su recipiente a otro de vidrio ambarino. De esta manera podrá utilizarlo con mayor comodidad (tanto para su uso como para las mezclas).

Al final, es un aceite vegetal muy interesante, no solo por la variedad de sus virtudes capilares y su adaptabilidad a todo tipo de cabello, sino también por su atractivo precio.

 

El mejor aceite para cabello de gama media: Aceite de almendra dulce

Huile Amande douce Compagnie des Sens

Mejor de gama media

Aceite de Almendra dulce
(250-1000 ml)

Con propiedades suavizantes y reestructurantes, es ideal para el cabello seco y dañado, así como para el rizado y afro.

Es otro aceite muy de moda, que hace furor entre las gamas de cosméticos destinados a bebés y futuras madres, debido a su suavidad natural.

Si es tan famoso para su cabello, es por sus propiedades suavizantes. Se adapta a casi cualquier tipo de cabello, por lo que se recomienda principalmente para el cabello seco y agrietado, y el cabello rizado y afro, que tienden a dañarse más rápido.

Su principal acción principal es la de reparar las puntas abiertas y preservarlas, ya que tiene el poder de reestructurar la cutícula del cabello. Para ello, se recomienda aplicarla en máscara sobre toda la longitud del cabello durante al menos una hora y media, pero idealmente durante toda la noche.

Pero también es muy eficaz para luchar contra la caspa. En este caso, aplíquese la máscara masajeando el cuero cabelludo y déjelo actuar toda la noche.

Otra alternativa es la de mezclar unas gotas de aceite con su champú favorito, y funcionará, aunque con menos eficacia que con una máscara y para un resultado menos duradero, pero tendrá esta sensación de hidratación más diaria.

Procure comprar un aceite prensado en frío y sin refinar, para conservar bien las vitaminas (principalmente A y E) y los ácidos grasos que hacen la eficacia del aceite.

De nuevo, es la marca Naissance la que recomendamos, ya que constituye una de las relaciones calidad/precio más atractivas del mercado (pero también se ofrecen envases más pequeños).

Este aceite que siempre se mantiene a un precio razonable y que ofrece muchas virtudes, como su poder para reparar y reestructurar, ¡es ideal para aquellas/os que cabello seco o agrietado!

 

El mejor aceite para cabello de gama alta: Aceite de Argán

Huile d’Argan

Mejor de gama alta

Aceite de Argán
(100-500 ml)

Posee casi todas las virtudes combinadas de los aceites de este comparativo, de hecho, es un aliado de belleza imprescindible.

El aceite de argán, también conocido como aceite marroquí (la almendra de la que procede crece del arganier marroquí), ha experimentado un aumento de interés en los últimos años, a pesar de su precio más elevado que el de otros aceites vegetales.

Todo esto, además de sus increíbles virtudes lo han llevado a ganarse el apelativo de “oro líquido”.

Como todos los aceites de este comparativo, es rico en ácidos grasos, pero lo que la ha otorgado mayor fama, es su gran riqueza en vitamina. Esta última es un excelente antioxidante y anti-edad natural.

De hecho, posee casi todas las virtudes combinadas de los aceites de este comparativo: estimula la circulación sanguínea y aporta muchos nutrientes al cuero cabelludo, además de volverlos más sanos y estimular su crecimiento.

También hidrata el cuero cabelludo e impide la aparición de caspa, reestructura la cutícula del cabello y refuerza sus puntas, y da brillo al cabello, al mismo tiempo que lo protege con bastante eficacia contra las agresiones externas.

En resumen, ¡no es de extrañar que muchos champús y acondicionadores se enriquezcan con este aceite! Pero no hay nada como usarlo puro para obtener el máximo beneficio.

El aceite que le proponemos es de la marca Samarkand Beauty, dada la excelente calidad del aceite propuesto y con multitud de certificados certifican su calidad de fabricación (AB, Eurofeuille, Ecocert…).

Por el contrario, le recomendamos encarecidamente cambiar el aceite de su recipiente original: se aconseja conservar el aceite de argán en un recipiente opaco, para que no se degrade.

En cuanto a su olor, hay debate. Algunos piensan que recuerda al césped, al heno o al maíz. Así que, al igual que el aceite de macadamia, ¡es puramente una cuestión de gusto personal!

 

Una alternativa barata: Aceite de coco

Huile de coco

Alternativa barata

Aceite de Coco
(200-250 ml)

Ideal para el peinado del cabello rizado, vuelve el pelo brillante y más vigoroso al mismo tiempo que hidrata. Se recomienda a cabellos secos.

Probablemente sea el más conocido de nuestra selección. Desde la cocina hasta la belleza, ¡cocos a la vista!

Si este aceite está tan a menudo presente en la composición de los aceites para el cabello, es gracias a sus numerosas propiedades. En efecto, tiene una composición muy parecida a la de las proteínas del cabello y penetra muy fácilmente en la fibra capilar. También es rico en ácido láurico, vitamina A, vitamina E, vitamina K y hierro.

Se adapta y revitaliza cualquier tipo de cabello, hidratándolo y volviéndolo muy suave, gracias, entre otras cosas, a su riqueza en ácidos grasos saturados. Se puede utilizar como máscara o como acondicionador (basta con aplicar unas gotas).

Tenga en cuenta que, si no está acostumbrado(a), su textura puede desconcertar en la compra: se trata de un aceite en forma sólida, que se funde a una temperatura de 25°C. Basta, pues, según la cantidad que necesite, derretirlo en la mano o en el microondas, antes de la aplicación.

Este aceite es de una marca francesa preocupada por el medio ambiente y la calidad de sus productos tiene garantías de prensados en frío, 100% puros y certificados biológicamente por Ecocert. Además, como puede “derretirlo” en las manos, es un producto que compensa al 100 su huella de carbono.

Como se extrae en frío de cocos frescos y no de la copra (la piel secada al sol), como sucede con demasiada frecuencia con los aceites de coco, lo que garantiza una mejor calidad.

En conclusión, he aquí un aliado ideal para mantener su cabello saludable, También es el aceite perfecto para restaurar el cabello dañado en profundidad, gracias a su gran riqueza en ácidos grasos saturados.

 

Una alternativa de gama media: Aceite de aguacate

Huile d’avocat

Alternativa de gama media

Aceite de Aguacate
(100-1000 ml)

Fortalece, hidrata y tiene la ventaja de tener un efecto estimulante sobre el crecimiento del cabello, además de ayudar a limitar su caída.

¿Sabía que el aguacate (y el aceite que se extrae de él en particular) posee numerosas ventajas para la belleza?

Es muy eficaz para hidratar el cuero cabelludo y el cabello. Al igual que el de ricino, este aceite es capaz de estimular el crecimiento del cabello, y también posee, como el aceite de argán, una gran cantidad de vitamina E.

Su uso se realiza principalmente con mascarilla: desde el cuero cabelludo si desea estimular el crecimiento, y a lo largo del cabello si desea rehidratarlo y sanearlo. Sin embargo, le aconsejamos que no lo utilice cada día.

Aunque tiene un efecto protector contra los rayos UV, en particular, a la imagen del aceite de macadamia, su espeso aspecto aceitoso (verde/marrón) y su tacto graso, lo acercan mucho más al aceite de ricino. No solo tendrá un cabello bien protegido, ¡sino también glamuroso!

Este aceite tiene muchas ventajas: estimula el crecimiento del cabello casi con la misma eficacia que el aceite de ricino; posee ciertas virtudes protectoras adicionales; y es rico en vitamina E.

En nuestra opinión, se trata de un excelente compromiso entre las virtudes de los aceites de entrada de gama y media, y las del aceite de argán, todo ello a un precio más asequible que este último.

 

Una alternativa de gama alta: Aceite de jojoba

Huile de Jojoba

Alternativa de gama alta

Aceite de Jojoba
(100-250 ml)

Su composición se asemeja al sebo que nuestro cuerpo segrega. Nutre y suaviza el cabello, pero también es apto para el cuidado corporal.

El aceite de jojoba, muy utilizado en productos cosméticos, es muy apreciado por sus propiedades nutritivas y suavizantes. Tiene la ventaja de proporcionar un cuidado eficaz a todo tipo de cabello: tiene acciones reguladoras y calmantes sobre el cabello graso y sensible, y es ideal para peinar los rizos. Asimismo, es capaz de reavivar el cabello opaco y seco y fortalecer las fibras quebradizas.

Es uno de los pocos aceites cuya composición se parece al sebo que nuestro cuerpo segrega. Es más rico en ácido graso y vitamina E, y se presenta en un formato poco graso y muy agradable de usar, ya que no deja una película sobre el cabello o la piel.

También es ideal como base para sus mezclas cosmética: puede servir para suavizar las uñas, y es muy apreciado en masajes corporales.

Este aceite de jojoba proviene de una cooperativa duradera y ética de Israel. Su aspecto dorado y su ligero perfume evocador de la avellana son particularmente atractivos para los usuarios.

Al final, se trata de un aceite bastante versátil, que se distingue especialmente por sus virtudes reequilibrantes y calmantes. Aunque es adecuado para todo tipo de cabello, será apreciado específicamente para los cabellos de tendencia más grasa.

 

Menciones honorables 

Aceite de mostazasorprendentemente, el aceite de mostaza posee muchas virtudes para mejorar la salud de su cabello. No solo favorece el crecimiento y limita la caída del pelo, sino que también tiene una acción fortificante, así como una cierta eficacia contra la caspa. Es adecuado para cabellos finos y secos, así como para cpeinar «rizos difíciles».

Aceite de oliva: no, no sirve solo para aliñar sus pastas y ensaladas. También es muy adecuado para hidratar el cabello y volverlo brillante, independientemente del tipo de cabello. Para un mejor resultado, no dude en combinar este aceite con uno de los que le proponemos en nuestra selección.

Aceite de macadamia: ideal para cabellos finos y particularmente dañados (secos, frágiles, teñidos…), hidrata y regenera la fibra capilar, formando una película protectora alrededor del cabello. De hecho, es bastante similar al aceite de almendras por sus acciones hidratantes y calmantes, precio y dulce aroma. Sin embargo, el aceite de macadamia es más protector, y también es conocido por sus acciones de estimulación sanguínea.

Aceite de brócoli: constituye un acondicionador de ensueño, ya que aporta el mismo resultado que un acondicionador lleno de siliconas, pero sin los efectos negativos de éstos. En champú, mascarilla o acondicionador, se combina perfectamente con cualquier uso y cualquier tipo de cabello, para darles un aspecto sano, hidratado, y debidamente nutrido. Sin embargo, es bastante caro y difícil de encontrar en formatos de más de medio litro.

 

Fuentes 

Selectos, La Meilleure Huile pour Cheveux, 5 de mayo 2020.

​​​​​​​​​​​​​​​​Llegado desde las Islas Canarias, Ramsés ha realizado sus estudios en Lenguas Modernas y Francofonía en varias instituciones, la Universidad de La Laguna (España), la Mohammed V de Rabat (Marruecos) y la Université Grenoble Alpes (Francia). Actualmente instalado en la capital europea, es el traductor y responsable de la versión española de la web.


guest
0 Comentarios
Inline Feedbacks
View all comments